Penúltimo Satsang en Occidente

Penúltimo Satsang del Dr. Harbhajan Singh del 6 de agosto de 1995 en St. Gilgen, Austria, en que Bhaji se despidió del sangat europeo.

Queridos hermanos y hermanas,

acaban de escuchar la voz del Maestro, el mismo Poder, el Poder del Maestro que es el único que actúa en el mundo, ha venido al mundo y realiza nuestros deseos. Los Maestros vinieron en diferentes lugares y épocas pero su propósito siempre era el mismo. Nos bendicieron según nuestro entendimiento correcto.

En ciertos tiempos pasados vivíamos como animales y los Maestros no podían bendecirnos; pero hoy día, el hombre, en lo que se refiere al entendimiento correcto, ha alcanzado el nivel más alto. El mismo Poder (de Dios) vino como Jesucristo, como Gurú Nanak, Kabir, Gurú Gobind Singh y otros y en el siglo XX como Sant Kirpal Singh que, en nuestros tiempos, ha abierto tan vívida y amablemente el entendimiento correcto — la espiritualidad — que por eso no es difícil darlo a nivel del espíritu, a nivel del alma.

En ciertos tiempos pasados, ni siquiera el intelecto estaba desarrollado. Cuando Kabir vino, Sus contemporáneos no eran capaces de entender las cosas más simples, y por eso Kabir tenía que sufrir mucho; le torturaron. Lo mismo, como sabemos, ocurrió con Cristo.

No era culpa de los Maestros, sino era culpa nuestra. Porque en aquel entonces vivíamos como animales, y si el hombre lleva una vida de animal, tiene que regresar a la vida como animal. Donde está fijada nuestra atención, allí debemos ir. Es decir, nosotros mismos creamos el fundamento, la base de nuestra vida espiritual.

Los Maestros dicen que en este mismo momento estamos creando este fundamento.

¿De qué base se trata? Se trata de la base del entendimiento correcto, más bien del raro y verdadero entendimiento con su significado especial, con el cual podemos reconocernos a nosotros mismos y reconocer a nuestro Padre dentro de nosotros.

Los Maestros vienen para realizar el objetivo supremo de la vida humana, para cumplir el anhelo más fuerte del hombre. Es decir, nos ayudan a reconcocernos a nosotros mismos y a reconocer a Dios. Si de nuevo hay ciertos problemas en el mundo, o llega la disolución (el fin del mundo) o la gran disolución (de todos los mundos físicos, astrales y causales), como se puede leer en algunas escrituras y si, por desgracia, tales cosas suceden, el hombre tendrá que sufrir durante cientos de miles de años antes de alcanzar de nuevo este nivel del que dispone ahora.

Este nivel con el cual estamos benditos actualmente, es muy difícil de obtener, cada uno puede entender, cada uno puede saber lo que él es, y cuales son sus relaciones. A nivel de los sentidos hemos olvidado todo esto, pero podemos recuperarlo inmediatamente, porque la conciencia está dentro de nosotros.

Como ya sabéis, el hombre dispone de tres aspectos en sus niveles más altos: la conciencia, la capacidad de discriminación y el libre albedrío. Utilizando estas virtudes, utilizando estas bendiciones, uno puede superar todos sus problemas, puede elevarse y alcanzar la conciencia suprema mientras vive en el cuerpo físico.

Como todos sabemos, las ciencias van desarrollándose cada vez más. Nosotros, sin embargo, podemos desarrollar mucho más al nivel espiritual, esta es nuestra herencia. Las ciencias tienen sus límites, porque no pueden ir más allá del nivel intelectual.

Nuestro camino, nuestra verdadera religión, sin embargo, empieza

“donde todas las filosofías del mundo terminan”

como se puede ya leer en la Biblia.

Las filosofías del mundo terminarán con nuestro cuerpo, con nuestra mente1 y con nuestro intelecto. Nosotros, en cambio, pertenecemos a algo más allá. Tenemos que utilizar este poder, podemos elevarnos. El Maestro no dice que no deberíamos utilizar nuestro intelecto. Al contrario, nuestro intelecto debe ser muy elevado, y a nivel de la mente debemos saber cómo controlarla.

Todo lo que se encuentra dentro de nosotros lo podemos controlar y podemos elevarnos hasta alcanzar la conciencia suprema. Porque ni el mundo ni los apegos pertenecen a nosotros. Somos solos. Nosotros mismos debemos conocer nuestro objetivo: ¿Queremos obtener la gracia del Maestro y regresar a nuestro verdadero hogar? ¿Queremos seguir sufriendo en el mundo? Depende de cada uno de nosotros cómo decidir.

Cuando los Maestros vienen al mundo, tienen una belleza especial dentro de sí mismos. Los que entran en contacto con ese Poder son benditos (porque) obtienen el fundamento, la base espiritual. Una vez entrado en contacto con ese Poder, se eleva hasta alcanzar el estado de conciencia y recibe una nueva vida. Por eso, poder asistir al Satsang o entrar en contacto con el Verbo Personificado, con un Colaborador Consciente del Plan Divino, es una gran bendición.

Este mes, el mes de agosto, es un mes muy doloroso para nosotros, porque Sant Kirpal Singh había decidido de abandonar el cuerpo y regresar. Mientras estaba en el mundo, no éramos capaces de entender el verdadero significado del amor y de la separación. Solamente después de Su partida física pudimos entenderlo. Si hubiéramos entendido antes, hubiéramos podido sacar el mejor provecho de Su amor. ¡Si supiéramos cómo nos ama desde el interior! Está en contacto directo con el Poder de Dios y con todos los seres humanos del mundo. Todas las religiones, todos los seres humanos y países, pertenecen a Él.

A veces me preguntan: “¿A qué religión pertenece usted?” Y suelo responder: “Todas las religiones pertenecen a mí. Todas las religiones son también mi religión. No me veo separado de ellas”.

Los Maestros siempre dicen:

“Si Dios es cristiano, yo también soy cristiano,
si es hindú, también soy hindú
o si es sikh, también soy sikh.”

En primer lugar debemos pues, entender que pertenecemos solamente a Él y no a este mundo, ni tampoco a nuestras ataduras o apegos que hemos creado solamente para nuestro divertimento, para gozar de nuestra propia atracción. Somos nosotros mismos que damos esta atracción a todo lo que tenemos.

Por ejemplo, nos llevamos algo a casa para mirarlo y nos sentimos felices. Sin embargo, las cosas no tienen realidad en sí. No es la cosa misma que nos hace feliz, sino algo dentro de nosotros. Es nuestra conciencia (nuestro ser interior) que nos hace feliz, y cualesquiera que sea la cosa a que dirigimos nuestra conciencia, sentiremos felicidad. Y si la dirigimos a nuestro propio ser, podríamos obtener bienaventuranza eterna. Esta es la diferencia.

En 1974, Sant Kirpal Singh decidió abandonar Su cuerpo. El 6 de julio yo (Bhaji) estaba con el Maestro. El Maestro estaba enfermo, pero no se trataba de una enfermedad en el sentido propio. Desde años estaba ya enfermo, pero siempre trabajaba tan activamente que nadie se dio cuenta de su enfermedad. Cuando los demás dormían, Él estaba despierto, tenía mucho dolor y muchos problemas. ¿Y por qué?

En 1963, en América, Le preguntaron: “¿Maestro, habrá una tercera guerra mundial, y cuando comenzará?” Y Él respondió: “El Padre no puede ver morir a Sus hijos. No quiere que Sus hijos mueran.” Entonces Le preguntaron: “¿Quiere decir esto que no habrá una tercera guerra mundial?” Y Él contestó: “Sí, eso es.” Era Su deseo (que no hubiera una tercera guerra mundial).

¿Quién es el Poder del Maestro? No es el cuerpo físico. El Maestro adopta miles y miles de formas para trabajar por el mundo, por la creación entera. Donde no hay problemas, puede ir o no, pero seguramente el Maestro irá al lugar donde Sus hijos tienen muchos problemas. Y tiene que soportar las malas repercusiones creadas por Sus hijos. A este respecto pudimos ver en Su vida incontables acontecimientos (que muestran Su capacidad).

Hay algunas escrituras que hablan de la disolución, o sea el fin del mundo en nuestros días. En las escrituras musulmanes se dice que en el siglo catorce llegaría el fin del mundo y todos los puros irían al paraíso y todos los demás al infierno. (según la era musulmana, el siglo veinte corresponde al siglo catorce.)

En aquel entonces, incluso los periódicos hablaban mucho de la disolución, del fin del mundo. Pero el Maestro decía:

“No, no se realizará el fin del mundo,
sino que comenzará la edad de oro.”

Por eso, fue decidido en el interior que Sant Kirpal Singh tenía que regresar (abandonando Su cuerpo) después de un mes y medio, para realizar el cambio (de la edad de hierro a la edad de oro) desde el interior. Tal Fuerza, un Maestro de este tipo que realiza el cambio en el mundo, viene muy raras veces, tal vez cada cien mil años. Y en estas ocasiones, cuando hay que realizarse un cambio en el mundo, el Poder del Plano Supremo, llamado también Sat Purusha, viene directamente al mundo.

Este Poder vino como Sant Kirpal Singh, y como sabéis, Él se ocupa también de todas nuestras relaciones familiares. Si uno en una familia obtiene la iniciación y todos los demás no, Él también perdonará a ellos, también los lleva consigo a ellos. El Maestro hace tales preparativos que ellos pueden desarrollar el anhelo de conseguir Su amor.

Todos nosotros queremos liberarnos del mundo y de la mente, porque en la vida de todos llegará un último momento cuando uno tendrá que anhelar esto. Benditos son quienes ya antes de la muerte puedan desarrollar tal anhelo. Otras personas no lo tienen incluso en el momento de morir. Anhelan conseguir un sólo respiro más, pero no lo consiguen. Y entonces todo lo demás no tiene sentido, ni valor alguno y se vuelve insípido para ellos.

Sant Kirpal Singh era una Fuerza tan grande (que tal vez viene después de cien mil años). La gracia de Sant Kirpal Singh, el Poder Supremo, lo supera todo y siempre está con nosotros. En todos los satsangs yo digo: “Quién acepte a Él y Su enseñanza, percibirá de inmediato la radiación del Maestro.” Y eso no depende de la iniciación. En el mismo momento en que empezamos a aceptarla, obtenemos la radiación, la vibración del Maestro. Esta es Su grandeza, Su gracia. Él es el Sat Purusha, lo que quiere decir que las distancias (físicas) no son obstáculos para Él. En un momento está allí, y en otro momento está dentro de todos nosotros.

¿Y quién es esa Fuerza? Es la Forma Radiante del Maestro, llamada Gurudev. ¿Y quién es el Maestro de toda la humanidad? La Forma Radiante del Maestro. Pero la pregunta es: ¿Cómo podemos lograrlo? Podemos alcanzarlo cuando nos elevamos por encima de los sentidos y de los tentáculos de la mente. Si nos elevamos por encima de los tres mundos, podemos percibir algo de Su radiación, podemos ver algo de Su Forma Radiante en el interior. Y si Él es el Sat Purusha, la Forma Radiante del Maestro, o sea el Gurudev, y Su Poder actúa en el mundo, Él une todas las tres fuerzas (Satpurusha, Gurudev, Gurú) en sí mismo, y podemos recibir de inmediato Su radiación (su presencia radiante) porque es el Poder Supremo.

Ésta es la diferencia, cuando tal Poder (el Todopoderoso mismo) viene al mundo, de lo contrario no lo conseguiremos. En épocas anteriores, las personas solían hacer penitencia. Daban mucho dolor a este cuerpo físico, a la mente, al intelecto. ¿Qué tiene de malo el cuerpo? El problema está con la mente. El Maestro dice: “Si dáis el primer paso, el Maestro se acerca a vosotros con millones de pasos (para ayudaros).” Dice: “Una vez entrados en contacto con Él, Él no os abandonará jamás” (aunque vosotros queréis abandonarlo.)

* * *

He contado toda la historia de mi hermano mayor que dejó el cuerpo un mes antes de que llegáramos aquí. No creía en el Maestro, era una persona totalmente mundana. No nos habíamos visto desde hace años, vivía a una distancia de 700 km de nosotros. Pero un día nos visitó y dijo que tenía mucho miedo de volver a casa. Dijo : “Creo que ha llegado mi hora, tengo que volver”. Le dije: “Puedes ir, no hay problema. Todos tienen que ir una vez”. Pero él tenía mucho miedo.

Se quedó cinco días más y cada día le contaba un poco sobre el Maestro y su misión. Al quinto día le dije: “Has hecho muchas cosas y has acumulado mucho dinero, ¿te ayuda eso en algo?” Y me dijo: “no, estas cosas no pueden ayudarme, sólo me crean obstáculos y problemas.” Entonces me dijo que había una enorme serpiente que no dejaba de mirarle y quería matarle. No pudo dormir en toda la noche. Le dije: “La serpiente no puede matarte, pero tú puedes matar a la serpiente”.

A la mañana siguiente estaba completamente cambiado, dijo que Sant Kirpal Singh había venido y la serpiente se alejó. El Maestro le había mirado cariñosamente de pies a cabeza a mi hermano, pero no había dicho ni una palabra y entonces se había ido. Entonces dijo que no quería volver a casa, sin embargo tenía que hacerlo, pero quisiera volver a Kirpal Sagar. Entonces me abrazó y me dijo que era nuestro último encuentro. Le dije que podíamos volver a vernos, pero repitió que era nuestro último encuentro. Le contesté que si era nuestra última reunión, debería llevarse al Maestro consigo. Tomó algo de comer, un poco de agua y leche de Kirpal Sagar y subió al tren. Era un viaje de 10 horas.

Sólo faltaban 15 minutos para la llegada, cuando metió todo en la bolsa, anotó su dirección y su número de teléfono, cerró los ojos y dejó su cuerpo. Pero antes, durante el viaje, habia contado muchas cosas sobre el Maestro, al que nunca había conocido físicamente y al que nunca había seguido. Su hijo mayor recogió entonces el cuerpo muerto y lo llevó a su casa.

Finalmente fui allí y les conté toda la historia. Su hijo menor, al que mi hermano quería como a nadie, dijo: “Adoro muchísimo a esta serpiente”. En esa zona vivían muchas serpientes grandes, que eran adoradas por la gente de allí, porque cumplían sus deseos. Así que el poder negativo tiene muchas maneras de dominar y controlar a la gente. Es toda la gracia del Maestro que no permitió que mi hermano llegara vivo a casa. Porque entonces su muerte se habría retrasado debido a las circunstancias y al ambiente negativo que había, habrían surgido grandes problemas.

Pronuncié un satsang allí y dije:

“Hay miles de caminos en el mundo con cuales
la fuerza negativa puede llevar al hombre por el mal camino.
Pero sólo hay un camino de vuelta (al verdadero hogar).
Hay que encontrar ese camino”.

Toda la atmósfera está llena de suciedad. La magia negra es suciedad. La curación espiritual es suciedad. Reiki es suciedad. Polarity es suciedad. Todo eso es suciedad y está creando una atmósfera oscura y nebulosa. Una vez que se va allí, se confunde y se pierde la conciencia.

* * *

¿Qué hay en los tres mundos? ¿Qué hay en el mundo astral y en el causal?

Las enfermedades de la mente se deben al efecto astral sobre la mente.

Los médicos nos lo dicen, todos los santos nos lo han dicho, y aún así se está buscando esas bellezas y experiencias astrales. Todo lo que sucede en este mundo, los problemas, son dificultades astrales. Así que el poder negativo produce una gran sombra para nosotros. Sin embargo, queremos ver todas estas cosas astrales y causales, pero debemos ver por nosotros mismos lo que somos, lo que somos realmente.

Somos los hijos de un león, del rey, somos los habitantes del cielo donde nuestro padre quiere vivir con nosotros. ¿Hemos entendido alguna vez de dónde venimos, de qué plano elevado venimos?

Si fuéramos los habitantes de este mundo, viviríamos (aquí para siempre). Entonces ¿por qué deberíamos dejar el cuerpo? Ese es el problema, pero nosotros no lo entendemos.

Entonces, ¿cuáles son las fuerzas que nos mantienen en este mundo?

Eso es el juego del poder negativo. Así que las personas son engañadas, pero nosotros no debemos ser engañados. Hemos venido a este mundo y tenemos que regresar. Un día llegará un momento en que ninguno de nosotros estará en este mundo, todos se irán. ¿A dónde iremos? ¿Hemos pensado alguna vez que somos los habitantes de otro mundo?

(No somos los habitantes del plano astral o causal, sino del plano puramete espiritual.)

Aquellos, que siguen los caminos y actividades astrales se convierten en los colaboradores del poder negativo. Toda la atmósfera está llena de fuerzas negativas, de espíritus malignos y cuando se les llama, cuando se les presta atención, (están muy contentos) porque entonces pueden entrar en acción creándonos grandes problemas.

Todo lo que estoy diciendo es de las sagradas escrituras, es la experiencia práctica. Si alguien empieza poniéndo eso en práctica, puede tener también la experiencia en el interior.

El Maestro dice: “Si dáis el primer paso, el Maestro se acerca a vosotros con millones de pasos (para ayudaros).” Dice: “Una vez entrados en contacto con Él, Él no os abandonará jamás (aunque vosotros queréis abandonarlo).”

En aquellos días, (en el julio de 1974) Sant Kirpal Singh había decidido regresar. El 6 de julio dijo que después de un mes y medio ya no necesitaría medicina alguna, porque entonces estaría completamente sano. Desde el 6 de julio hasta el 21 de agosto son exactamente 45 días, pero nadie de nosotros entendió el significado de Sus palabras. El Maestro llevaba toda la carga del mundo porque, como sabéis, el Padre es responsable de Sus hijos.

Sant Kirpal Singh abandonó Su cuerpo el 21 de agosto y, siguiendo Sus instrucciones, yo estaba con Él. Dijo: “Quiero que además de él (Bhaji) no esté nadie a mi lado”. Muchas personas fueron al hospital para verlo, pero Él no permitió a nadie a entrar en Su habitación. Yo Le pregunté muchas cosas, y Él respondió. Estaba en un estado terrible. Su cuerpo ardía como fuego.

¿Y por qué?

Él meditaba en la casa del poder negativo para superar las repercusiones negativas (causadas por Sus hijos). La meditación del discípulo se realiza a otro nivel. Es muy fácil, y nos da la radiación y la protección del Poder del Maestro. Nos da vida eterna y es llena de amor. Pero la meditación del Maestro es muy distinta. Es como si estuviera en medio del fuego. El Maestro hace esto para combatir al poder negativo.

Siempre cuando el Maestro tiene que eliminar los obstáculos para Sus hijos tiene que meditar en la casa del poder negativo para cortar sus tentáculos. Todo el cuerpo del Maestro ardía como fuego, pero no me explicó porqué. Sin embargo, mediante Su gracia, podía entender. Pero siempre cuando Le preguntaba: “¿Maestro, como está usted?”, respondía: “Todo está bien, pero díme si tú tienes un problema; se puede resolverlo”. Durante todo el tiempo era tan amable.

Ya antes me había dicho varias cosas como por ejemplo: “Habrá una revolución de la espiritualidad.” Me escribió una carta diciendo: “Eres bendito con el verdadero entendimiento, con el verdadero entendimiento que tiene un significado muy especial. Tienes muchas hermanas y hermanos en el mundo, que pueden ser beneficiados, que pueden sacar el mejor provecho de esto. Pueden trabajar contigo, y yo seré responsable de aquellos que trabajen.”

Dije: “Maestro, es Tu misión, Tu tienes que realizarla.” Y el Maestro respondió: “Eres un sirviente prestado que tiene que hacer lo que le dicen”. Y después dijo: “Te aseguro que solamente personas enviadas y elegidas por Dios que ya tienen un buen fundamento espiritual vendrán para trabajar contigo. Tu trabajo será muy fácil.”

Ésta es Su gracia. Porque todos los que vienen, los envía Él mismo. De otra manera, nadie podría venir. Esta es Su instrucción. Después el Maestro añadió: “En todas las partes del mundo hay muchas personas que tienen este entendimiento especial y llegará el momento cuando todos se reunirán, y entonces habrá una revolución espiritual.”

En aquellos días Él me dijo muchas cosas relacionadas con Su misión Unity of Man (Sobre la Unidad del Hombre). El Maestro dijo que había convertido la enseñanza en algo muy fácil de entender, para que pudiera llegar a todos los corazones. Se trata de la espiritualidad en su forma más pura, es la base de todas las religiones. Es la enseñanza del corazón, no del intelecto y cada uno la aceptará.

Y el Maestro continuó: “Sólo estará disponible en un lugar en todo el mundo y desde ese lugar se puede llevarla a cualquier parte del mundo”. Algunas personas Le preguntaron: “Maestro, ¿debemos ir a hacerlo?” Y de inmediato el Maestro dijo: “No, para ese propósito tengo otro grupo de personas”.

Pero ninguno de ellos se preocupó en el sentido correcto por ese asunto, es decir no actuaron según la voluntad del Maestro, sino siguieron sus propios intereses. En tal caso, uno debe soportar plenamente las repercusiones de sus propias acciones. Así que el Maestro dice que nunca deberiamos hacerlo de esa manera. (Nunca te conviertas en el ‘hacedor’)

Solo hay un creador, el Poder de Dios en acción. Todos somos uno, formamos una unitad, todos somos compañeros de clase. Todo es Su gracia. Durante Sus viajes al mundo occidental, se encontró con muchas personalidades, por ejemplo con el Papa Pablo VI y se reunió con muchos sacerdotes y cardenales en todas las partes del mundo. Y cada uno aceptó Sus palabras. Dijeron que era de acuerdo a la enseñanza de Cristo. Por eso, Sant Kirpal Singh fue honorado y condecorado con la Orden de los Caballeros de Malta. Fue el primer no-cristiano en recibir ese honor.

Por qué? Porque Sant Kirpal Singh revisó y revivió la enseñanza de Cristo. Hemos olvidado las enseñanzas de Cristo. Lo que sucede en todas partes no es la enseñanza de Jesucristo. Debemos depender de Sus poderosas palabras.

Se puede cambiar la Biblia, pero no se puede cambiar la enseñanza de Cristo que está en la corazón de cada uno. Lástima decir que la Biblia fue cambiada algunas veces. Por ejemplo Enrique VIII también la cambió. Exigió que el Papa anulara su matrimonio, lo que él no le concedió. Pero esta enseñanza está dentro de cada uno de nosotros.

No es una enseñanza nueva, todos pueden entender y aceptarla porque el hombre es más antiguo que todas las filosofías del mundo. No somos dignos de ese Poder cuando nos desviamos de la enseñanza.

Hay sólo una Fuerza Suprema — el Poder de Dios en acción que está dentro de nosotros. Él es el Maestro de toda la creación, la forma radiante del Maestro, pero ¿cuándo se puede verlo? Cuando se eleva por encima de los tres mundos.

Cuando se eleva por encima del juego del plano astral y causal. Donde terminan todas las filosofías del mundo, allí comienza la verdadera religión. Estas son las palabras poderosas de Jesucristo.

Queremos encontrarlo a Él y a Su cielo sólo en el plano astral y causal que no son eternos. En cualquier momento pueden ser destruidos. Nosotros tenemos que elevarnos por encima de estos planos.

Si realmente tenemos que regresar, tenemos que elevarnos por encima de la causa y del efecto del mundo. ¿Por qué quedamos en los tres mundos? Después de todo, el mundo astral y el causal están sujetos a la destrucción y todas esas almas volverán a la transmigración, a las especies inferiores y entonces se necesitará mucho tiempo para volver al cuerpo humano lo que significaría una evolución inimaginable prolongada.

Maulana Rumi, en su poema (en idioma persa), se refiere de manera muy hermosa a eso. Dice

“He pasado por esta evolución muchas veces. He pasado por 84 lakh (1).
Crecía como la hierba y me cortaban como la hierba.

Por la gracia de mi Maestro ahora tengo la conciencia.
Oh Dios, bendígame para que no regrese en eso.

He encontrado otro lugar, por favor,
ayúdame para quedar contigo allí para siempre.

Oh Dios ahora tengo la conciencia
que yo soy el habitante de otro lugar.
Y ese lugar se encuentra por encima de los tres mundos (2).”

Así que el Maestro nos dice, que debemos rezar ante Dios. Y os doy de forma sencilla un extracto de la enseñanza del Maestro. La esencia de la enseñanza se puede resumir en pocas palabras. El Maestro dijo: “Si una vez habéis entendido la verdad, debéis empezar a vivir de inmediato con la verdad, poniéndola en práctica. No deberíamos vacilar.” Vacilar es como una maldición, significa empezar de nuevo a vivir dentro de las limitaciones del tiempo y del espacio; todo se retarda y se convierte en una maldición. Pero nosotros no deberíamos cometer tal error.

* * *

[ Al concluir el Satsang, Bhaji se despidió del Sangat occidental con las siguientes palabras. ]

Queridos hermanas y hermanos, el próximo domingo tengo que regresar a la India. Soy muy feliz del amor que vosotros me habéis dado, de vuestra colaboración y soy aún más feliz porque muchos hermanos y hermanas, a pesar de mi enfermedad, han trabajado más que nunca, y han sentido la gracia del Maestro por todas partes.

Les digo que la gracia nunca les abandonará. Esta gracia continuará, y pronto llegará el momento cuando la gracia desbordará dentro de vosotros, pero se debe tener un corazón amplio, y se debe tener amor por todos los seres humanos.

Todos los Maestros, todas las personalidades santas, siempre han rezado:

“¡Oh, Dios bendiga a todos!
¡Que la paz reine en todas partes del mundo, oh Dios!”

Nunca preguntaron por cosas personales. Si deseamos que la paz sea con todos, nosotros no somos excluidos. Nosotros también pertenecemos a “todos”.

Si desarrollamos a otros, nosotros mismos nos desarrollamos al mismo tiempo. Cuando difundimos esta enseñanza noble, y transmitimos buenos pensamientos a los demás, nos desarrollamos a causa de nuestros buenos pensamientos. Se desarrolla según las palabras que se habla. Si desarrollamos a otros, el progreso de ellos primeramente repercutirá en nosotros mismos.

Los reformadores nunca fueron reformadores, pero cuando empezaron a reformar a otros, se convirtieron en reformadores. Si tenemos buenos deseos y pensamientos para los demás, si queremos desarrollarlos, el progreso de ellos afectará a nosotros mismos.

En todos los demás casos, se trata solamente de una falta de generosidad, la falta de corazones abiertos, de limitaciones y de nuestros propios deseos. Cuando los propios deseos comienzan a inflarse, entonces aparece en el corazón la dualidad, el sentimiento de ser diferente y distinto y muchas cosas más.

Mi objetivo en la vida era decir al menos a una persona cada día algo sobre las enseñanzas.Yo (pensaba) que debía transmitir los valores superiores de la vida al menos a una persona. Y por la gracia del Maestro podía hacer aún más. Si un día no podía decírselo a nadie, otro día se lo decía a varias personas.

* * *

El Maestro me preguntó una vez: “¿Recibes una retribución de las personas que desarrollas o que traes a la iniciación?” Yo dije: “Maestro, sí, yo recibo una comisión”.“¿Qué comisión obtienes?” Dije: “El amor del Maestro”. El Maestro dijo: “Están obteniendo alguna experiencia — ¿en qué te ayuda?” Dije: “Maestro, parece que esas experiencias que tienen, también vienen a mí, también son para mí”. El Maestro dijo: “Tienes razón, si todos mis discípulos se desarrollan como tú, entonces no tengo ningún problema en difundir estos aspectos espirituales de la vida a los demás.” Así que esto es un método, tenemos que desarrollarlo de alguna manera.

* * *

Quiero dar las gracias a todos (por haberme escuchado). El próximo domingo tengo que salir muy temprano, entre las seis y las siete de la mañana. Tengo mis mejores deseos para todos. En lo que se refiere a mi enfermedad: Esta enfermedad era para mi una gran bendición. He podido experimentar la presencia del Maestro, aunque Su atención ya hubiera sido suficiente para mi. Pero ha llegado Él mismo. Además, Guru Gobind Singh, Baba Jaimal Singh, Guru Teg Bahadur estaban presentes cuando me han llevado a la sala de operación (3). Incluso no me ha dado cuenta de la sala de operación, porque me encontraba por encima de la conciencia del cuerpo.

La operación ha sido realizada bajo la santa protección de estos Maestros. He podido aprender mucho. La enfermedad y la operación eran una bendición para mi. Y entiendo que es también una bendición para la misión. En todos los aspectos soy muy feliz con vosotros. Y quiero deciros lo siguiente: “Si estamos aquí o en alguna otra parte del mundo, no importa, pues todos nosotros somos uno, nuestra tarea es una y la misma, es decir, tenemos que vivir y trabajar según las enseñanzas para que, una vez renacidos en el espíritu, quedemos con ella”.

Os aseguro que sentiréis cómo la gracia (que ya está dentro de vosotros) aumentará más y más si vivís y trabajáis verdadermente según las palabras del Maestro. Podéis experimentarla en vuestra propia vida y comparando vuestra vida actual con la vida en el pasado, podréis ver la diferencia.

Muchas gracias. Quiero decir adiós a todos, porque tengo que ir muy temprano en aquel día. Os deseo todo lo que sea bueno para vosotros, y si es el deseo de Dios, nos volvemos a ver. Gracias.


Volver ^

Referencias:

(1) 84 lakh formas: ocho milliones cuatrocientos mil formas
     (1 lakh = 100.000)

(2) tres mundos: mundos físico, astral y causal – el dominio de la mente y el poder negativo (Kal)

(3) sala de operación: El Dr. Harbhajan Singh fue operado con éxito del corazón el 27 de junio de 1995.

Ir arriba